lunes, 6 de octubre de 2014

La traducción del bable asturiano

Aunque puede resultar una lengua minoritaria, lo cierto es que muchos particulares y empresas deben poner el acento en la traducción del bable, una lengua que se utiliza en el territorio del Principado de Asturias, principalmente, pero a la que se le dan notables y diferentes usos.
De hecho, el bable es una lengua protegida, según el estatuto de autonomía de esta comunidad. En el texto se señala que el bable goza de protección, promoviendo su uso, difusión en medios de comunicación y enseñanza, respetando sus distintas variables y voluntariedad en su aprendizaje.

bable asturiano




En este territorio tiene la competencia de fomentar y proteger esta lengua, su investigación y la de su cultura, con especial atención a las manifestaciones regionales y a la enseñanza de la cultura autóctona. Ello se debe a que el bable y sus modalidades configuran un legado histórico-cultural que es necesario defender y conservar.

Para ello, en estos lugares se han establecido medidas de promoción, fundamentalmente en los campos de la enseñanza y sectores institucionales. Son medidas todas ellas que buscan el propósito de recuperar, conservar y promocionar el bable y sus variantes.
En este sentido, se hace necesario recordar que hablamos de una lengua que es utilizada por medio millón de personas, entre nativos y parlantes que la usan como segunda lengua. Aunque con diferencias. Entre el grupo ético vaqueros se habla el asturiano occidental, cuya característica principal es la pronunciación de la africada sorda en lugar de la lateral.

Del mismo modo, en el dialecto occidental los diptongos comienzan en las lenguas romances del norte de España, recorriendo la franca occidental hasta el gallego y portugués. Esa inteligibilidad de los tres dialectos es adecuada pero en el asturiano occidental necesita de adaptación ortográfica.

Ello hace que se considere el asturiano central como modelo, además de ser el que cuenta con mayor número de hablantes (el doble que el asturiano occidental y el asturiano oriental). Por eso, se hace imprescindible que a la hora de traducir esta lengua se cuente con un traductor profesional, que garantice la calidad de dicho trabajo.

Conociendo las funciones que cumple este dialecto contratar los servicios de traducción que garanticen la perfecta comunicación de sus mensajes, que llegue a su público receptor y que cumpla con la complejidad de dicho dialecto, se convierten en aspectos imprescindibles para la traducción de dicha lengua.


Así, entre las competencias que debe contar el traductor profesional se hallan el realizar un servicio que se adapte a las particularidades de dicha lengua, además de poder adaptarse a los entornos en los que ésta es aplicada. Medios de comunicación y organismos institucionales son los principales destinos del bable. No obstante, esta lengua también es utilizada en entornos más extensos, como el ámbito de la enseñanza y todos sus contenidos (escritos y audiovisuales, por lo que la traducción también debe aplicarse a estas disposiciones).